Tendencias sustentables en el sector inmobiliario en 2022

A medida que la tecnología avanza, el sector de la construcción y arquitectura evoluciona, adaptándose a cambios sociales y ambientales para la construcción de nuevos proyectos sustentables en México. Si los edificios generan 38% de las emisiones de CO2, consumen 14% del agua, 25% de la electricidad y 80% del gas LP, sin duda es el sector con más peso en el cambio climático para los próximos años.   El ahorro del agua y energía no se quedan atrás en la búsqueda de adaptar el entorno a las necesidades humanas, en la actualidad se utilizan elementos constructivos y técnicas de ejecución de obras que favorecen el equilibrio ecológico del planeta. De acuerdo a la ONU, se desarrollarán acciones para que la población tenga cierto nivel de concientización, y esto generará que busquen proyectos que estén a favor del medio ambiente. De igual forma la búsqueda de confort individual en una vivienda se debe de alinear a los esfuerzos colectivos para combatir la crisis climática, después de la crisis sanitaria que vivimos, los proyectos deben organizarse para satisfacer cuatro necesidades básicas transformadas: habitar, trabajar, recrearse y circular sin inconvenientes.

Calidad del aire en Monterrey

La calidad del aire es uno de los factores ambientales más importantes que afectan la salud humana. El sistema respiratorio es particularmente vulnerable a los efectos negativos de la mala calidad del aire. El área metropolitana de Monterrey ha experimentado una mala calidad del aire desde hace al menos 14 años de acuerdo con el Sistema Integral de Monitoreo Ambiental (SIMA)  y estas condiciones se ven agravadas por las emisiones industriales, las cuales son difíciles de controlar. Las áreas verdes pueden mejorar la calidad del aire al reducir o incluso eliminar las emisiones industriales, ya que estas brindan un entorno más limpio, con aire y agua frescos. La reforestación también jugará un papel importante en la mejora de nuestro medio ambiente; este proceso elimina las emisiones industriales del suelo y las convierte en oxígeno y vapor de agua que serán absorbidos por la atmósfera. Una forma de mejorar la calidad del aire de Monterrey es agregando espacios verdes. Cuantas más áreas verdes existan, más oxígeno habrá para todos los habitantes.

La importancia de proyectos inmobiliarios sustentables en México

México se ha posicionado en el octavo lugar mundial con más certificaciones LEED (Leadership in Energy & Environmental Design), sistema de certificación de edificios sustentables desarrollado por el Consejo de la Construcción Verde de Estados Unidos, ahorrando un 20% en la creación de espacios acordes con el equilibrio y la sustentabilidad gracias a la preocupación  y acción de los desarrolladores de vivienda  por aportar a la mejora de condiciones ambientales en el mundo.   El sector inmobiliario en México, elabora y concreta propuestas que aprovechan los recursos, reduciendo el uso de energía; por lo que se beneficia el impacto en el medio ambiente y se logra mayor sinergia con el entorno a través de una edificación consciente enfocada en el ahorro y aprovechamiento correcto de los recursos naturales.   Actualmente, podemos apreciar que las nuevas generaciones son más conscientes del impacto en el medio ambiente y buscan adquirir una propiedad con características sustentables con empresas socialmente responsables, ya que no solo estarán invirtiendo en un patrimonio, sino que aprovecharán de las amenidades verdes que los desarrollos ofrecen para cuidar del planeta.   En Astra, tenemos la misión de crear espacios sustentables y  socialmente responsables, buscando lograr un equilibrio entre sociedad y naturaleza que contribuya de manera positiva en el ambiente.

Tratamiento de aguas residuales en Nuevo León

Debido a las condiciones propias del norte del país, Nuevo León se ubica en una región semiárida, con clima extremoso, además de pocas lluvias y largos períodos de sequía. Debido a la falta de agua, se recurrió a la construcción de presas, tales que en la actualidad están  agotadas y se ha batallado para contenerlas por sí mismas. Brindar servicios de agua a una población es una tarea compleja. Son muchas las actividades que incluyen la extracción y el tratamiento del agua, la distribución de agua potable , recolección de aguas residuales, además de la inversión, la operación y el mantenimiento. Debido a esto, consideramos usar una alternativa natural para el tratamiento de aguas residuales en nuestros desarrollos, teniendo como intención principal disminuir los costos de mantenimiento de áreas verdes y siendo conscientes y prudentes respecto al uso de agua de la ciudad,  implementando el uso moderado de un recurso vital que representa un desafío y una problemática debido a la falta de fuentes alternas y soluciones estatales. De acuerdo al The Future of Water Availability and Demand in the Metropolitan Área of Monterrey, México; en el 2030 se vivirá una fuerte escasez de agua,  y las fuentes superficiales de agua no serán suficientes, por lo que cada vez cobra más importancia este tema de la reducción de fugas de agua, y la concientización de la población para que adopten una cultura sustentable en donde se fomente el uso eficiente del agua, un recurso vital para todos nosotros.

Cómo el tráfico automovilístico afecta a la movilidad en la ciudad

A medida que la población crece, existe una nueva necesidad de transportarse más rápida y eficazmente. El gobierno destina más recursos económicos creando nuevos caminos e implementando más carriles en una carretera, sin embargo en lugar de convertirse en una solución óptima, se convierte en una problemática creciente. La mala planeación urbana de la ciudad de Monterrey, ha ocasionado la dispersión de la misma en los últimos 40 años, y la reducción de la densidad de 90 a 16 viviendas por hectárea, según el Plan Estatal 2016-2021. El desarrollo de las grandes ciudades va a la par con mejores vías de comunicación, poniendo en contacto una ciudad con otra, una red de caminos de diferentes y nuevas carreteras; muchos creerán que es una manera de mejorar un problema de la movilidad, pero es todo lo contrario. El abrir nuevos caminos, hace que más automóviles circulen en esas vías, sobre todo en las horas pico, causando un congestionamiento vehícular interminable. Por ello, es importante que las inversiones sean relacionadas a mejorar la movilidad de la población, deben diversificarse y no sólo enfocarse en la movilidad de los automóviles, si no también en el transporte público, ya que sus condiciones no son óptimas. Es claro que se necesitan nuevas estrategias de movilidad sustentable que verdaderamente contribuyan a combatir la congestión vehicular en la ciudad y a su vez disminuir las emisiones que esto genera.